Yo NO necesito un Plan de Empresa

Hay quien cree que el plan de empresa es innecesario; un concepto de marketing, de los mismos creadores del emprendimiento.

Y es que la palabra emprendimiento es tan nueva que a penas la RAE comienza a darle significado, y muchos de los procesadores de textos aun nos la señalan en rojo, para ser corregida.

Sin embargo, ambos conceptos son tan antiguos como la existencia de las empresas.

La palabra emprender, que si recibe definición en la RAE, reza como: acometer y comenzar una obra, un negocio, un empeño, especialmente si encierran dificultad o peligro.


Especialmente si encierra dificultad o peligro. Con esta premisa, ¿Quien inicia la actividad que sea, sin tomar previamente las medidas oportunas?

¿Quien saca la bandeja del horno, sin guantes?

¿Quien se lanza a esquiar el DELIRIUM DIVE, sin casco?


Estas medidas no nos protegen de todo mal, pero reducen la probabilidad de fracaso. Por el contrario, el no usar ninguna de ellas dará como resultado la catástrofe asegurada.


El plan de empresa es la comprobación de que nuestra idea está lista.


Seguramente que algunos estarán pensando; este post no es para mi. Yo tengo una idea revolucionaria, nadie ha hecho esto antes, ¡lo voy a petar!


Puede que estés en lo cierto y seas el próximo Jan Koum (creador de whatsapp), pero también puede que si nadie lo ha hecho, es porque quizá no tenga demanda. Y aunque lo pongas en el mercado nadie este dispuesto a usarlo. Debes de encontrar tu nicho.


Tambien puedes ser de los eruditos, de esos que han observado y analizado el negocio de su futura competencia y has hecho unos cálculos mentales que sin duda te han llevado a la conclusión, de que al menos te irá igual de bien que a ellos.


Puede que estés en lo cierto y seas el próximo Telepizza. Pero también cabe la posibilidad de que si abres una pizzería en tu barrio, tu competencia real no sea Telepizza; sino la hamburguesería de Paco, El Kebap de Karim, la Pulpería de Pepe, incluso el supermercado. Debes de identificar a tu competencia.


Y es que un plan de empresa, no es un trámite para solicitar una subvención, ni para acudir a la financiación agena. Un plan de empresa es una investigación para:


  • Analizar tu idea.

  • Reforzar sus pilares.

  • Identificar a tu competencia.

  • Conocer tu coste de producción.

  • Encontrar tu nicho de mercado.

  • Saber si tu cuota de mercado realizable está en equilibro con tus umbrales de rentabilidad.

  • Diseñar tu plan de marketing.

  • Planificar la financiación y conocer flujo de tesorería necesarios, para no cerrar antes de empezar.


En definitiva, sirve para que en el caso de que finalmente nos lancemos a cometer y comenzar una obra, un negocio, un empeño, especialmente si encierran dificultad o peligro. Nuestra probabilidad de éxito sea mucho mayor.


Si estas a punto de comenzar un proyecto y quieres saber más, suscribete a nuestro post semanal.

ING





SMART BOOSTER EN CANTABRIA

C/SERAPIO BEADE 9, SUANCES

39340, CANTABRIA

+ 34 636 427 426

SMART BOOSTER EN NAVARRA

C/ANGEL POSTIGO MEJIAS, 2

31016, PAMPLONA, NAVARRA

+ 34 636 427 426

© 2019 by SMART BOOSTER